Cómo elegir el atomizador ideal para satisfacer sus necesidades

¿Cómo elegir el atomizador adecuado?

¿Qué atomizador de cigarrillo electrónico comprar? Aquí una guía basada en los parámetros más importantes

La elección del atomizador es un momento muy importante para quien usa el cigarrillo electrónico; este elemento, de hecho, tiene un papel muy importante en el vapeo. Para los recién llegados al mundo del vapeo, esta elección puede ser un problema, especialmente si no sabes con qué criterio seleccionar el átomo.

En las próximas líneas, descubrirás qué parámetros debe tener en cuenta al elegir el atomizador para su cigarrillo electrónico.

Cómo funciona un gotero

Calada boca-pulmón o directa a pulmón: depende del atomizador

Quizás una persona que se acerca al mundo del cigarrillo electrónico no siempre es consciente de ello, pero los diversos dispositivos disponibles en el mercado se diferencian entre sí por algunas características que inciden en el rendimiento aromático. Uno de los más significativos se refiere al tipo de calada, y depende directamente del modelo de atomizador elegido.

El atomizador es sin duda el elemento más importante del e-cig ya que es en su interior donde se vaporizan los líquidos de vapeo calentando una resistencia (llamada bobina). Sin embargo, dependiendo del tipo de tiro que prefiera el vapeador, el modelo de atomizador a montar en el cigarrillo electrónico cambia. De hecho, hay atomizadores adecuados para caladas boca-pulmón y atomizadores para caladas directas a los pulmones.

¿Cuál es la diferencia entre estos dos tipos de atracción? Pues la calada boca-pulmón es similar a la típica calada de los cigarrillos analógicos, por tanto una calada cerrada con una cantidad moderada de vapor; mientras que directa a pulmón, por otro lado, requiere que el vapor sea inhalado directamente a los pulmones. Un atomizador funcional produce un vapor mucho más denso y abundante, y te permite absorber una mayor cantidad de nicotina líquida que la calada boca-pulmón.

Antes de evaluar la compra de un atomizador para tu pod, por lo tanto, intenta comprender qué tipo de experiencia de vapeo prefieres. Tal vez prueba ambos tipos de disparos con el cigarrillo electrónico de un amigo para descubrir cuál se adapta mejor a tus necesidades.

Lee también: Legislación europea para el cigarrillo electrónico: todo lo que necesitas saber

Cómo elegir entre atomizadores regenerables y no regenerables

A la hora de comprar tu primer cigarrillo electrónico y elegir el atomizador, es fundamental tener en cuenta otro aspecto: este componente puede ser regenerable o no regenerable.

¿Qué significa? Básicamente, un atomizador no regenerable incluye una resistencia no reemplazable; por lo tanto, una vez desgastado, el atomizador debe desecharse y reemplazarse por uno nuevo. Este tipo de atomizador es probablemente el más adecuado para los novatos en el vapeo.

Sin embargo, para los vapeadores más experimentados, el atomizador regenerable es más adecuado. ¿Cuál es su característica? Sencillo, la bobina es reemplazable y es el propio vapeador el que la monta a mano y la monta en el depósito. Un atomizador regenerable le da al vapeador la posibilidad de cambiar el tipo de vapeo y vivir diferentes experiencias sensoriales ya que el grosor del hilo resistivo y el tipo de montaje influyen decisivamente en el rendimiento.

A la luz de lo que acabas de leer, habrás entendido que para tu primer vapeo sería mejor optar por un átomo no regenerable; Sin embargo, una vez que te familiarices con tu dispositivo, puedes intentar desarrollar tu resistencia y experimentar con diferentes formas de vapear tus líquidos frutales, de tabaco o cremosos.

Qué atomizador comprar

Presta atención al tamaño del atomizador y su adaptabilidad con la caja.

El tamaño del tanque es un factor que puede parecer trivial en la superficie; sin embargo, engaña a muchos vapeadores novatos que, atrapados en el frenesí de comprar el atomizador, no prestan la debida atención a su longitud y, sobre todo, a su diámetro.

Con respecto a la primera característica, es importante evaluar la forma y el tamaño de la caja, porque un atomizador demasiado pequeño montado en un dispositivo grande sería inconveniente. Además, no sería lo mejor desde el punto de vista estético (esto también se aplica a un tanque largo en una cápsula pequeña). Sin embargo, el factor más importante es el diámetro: generalmente los atomizadores para la calada boca-pulmón tienen un diámetro ligeramente menor que los de pulmón (los primeros alrededor de 22 mm, los segundos entre 24 y 25 mm).

Más allá del tamaño, sin embargo, es fundamental tener a mano las características del e-cig. Un atomizador, de hecho, debe estar respaldado por una batería que asegure la potencia adecuada y debe adaptarse a los sistemas de montaje de la caja. Colocar un depósito que no se ajuste perfectamente al modelo de cigarrillo electrónico te expone a riesgos molestos como la inhalación de líquido no vaporizado o, en el peor de los casos, la pérdida de líquido en el interior del aparato con los consiguientes cortocircuitos.

Lee también: Cómo regenerar un atomizador de cigarrillo electrónico: guía para principiantes

En conclusión

En este artículo te hemos expuesto las principales características que un vapeador novato debe tener en cuenta antes de comprar su primer atomizador. Con el tiempo y la experiencia, ciertas palabras y ciertas nociones se convertirán en el pan de cada día y podrás personalizar perfectamente tu experiencia tanto con la elección de los componentes del e-cig como con los distintos tipos de aromas de vapeo.

En la tienda online de Terpy puedes comprar e-líquidos de calidad, aromas para vapear y bases de nicotina a precios de ganga.